ENCUENTRO CON LA SOMBRA (2)

En los dinteles de piedra del hoy derruido templo de Apolo en Delfos -construido sobre una de las laderas del monte Parnaso- los sacerdotes grabaron dos inscripciones, dos preceptos, que han terminado siendo muy famosos y siguen conservando en la  actualidad todo su sentido. En el primero de ellos, “Conócete a ti mismo”, los sacerdotes del dios de la luz aconsejaban algo que nos incumbe muy directamente: conócelo todo sobre ti mismo, lo cual podría traducirse como conoce especialmente tu lado oscuro. La segunda inscripción cincelada en Delfos, “Nada en exceso”, es, si cabe, todavía más pertinente en el tema que nos ocupa. Cuando sentimos un deseo muy intenso y lo relegamos a la sombra, nos condenamos a la búsqueda de gratificaciones sustitutorias instantáneas o nos entregamos a actividades hedonistas, por lo que, dejos de desaparecer, las transformamos en sentimientos y acciones profundamente negativas. ¿Cómo saber cuándo está actuando nuestra sombra? ¿Podemos detectarla? Existen por lo menos cinco eficaces métodos de observamos a nosotros mismos y aprender algo sobre nuestra sombra. ¿Te quedas?

Sigue leyendo

Anuncios